domingo, 5 de agosto de 2012

Ruta #68 Fort DeSoto - Saint Pete Beach - Madeira Beach - Clearwater Beach



Ruta #68 de cicloturismo, fotografía e historia en Florida
Regresamos al condado de Pinellas, situado en la península que bordea hacia el oeste la bahía de Tampa. Recorreremos 66 millas de ida y vuelta sobre las islas barrera de la zona del golfo de México, en las que encontraremos multitud de pequeñas villas costeras en las que la vida se mueve a un ritmo bien distinto al de las grandes urbes. Veremos también algunas áreas y paisajes naturales asombrosos repartidos entre bosques de manglares, cayos, ensenadas, calas y playas paradisíacas en las que siglos atrás vivían los nativos Tocobaga. El punto de partida será Fort DeSoto, un inmenso parque que rodea a una fortaleza militar que sirvió durante la guerra civil americana (1861-1865) y luego como plataforma defensiva nuevamente a causa de la guerra Hispano-Americana. Generalmente, el trazado nos dirigirá hacia el norte pasando por otros lugares como Saint Pete Beach, Sunset Beach, Treasure Island, Madeira Beach, Redington Beach, North Redington Beach, Redington Shores, Indian Shores, Indian Rocks Beach, Belleair Shore, Belleair Beach y Clearwater Beach. Toda esta costa forma parte además del conocido Tampa Triangle, en el cual se han producido avistamientos OVNI y desapariciones misteriosas durante años. Un día como hoy en 1845, Benjamin Byrd es nombrado primer tesorero del Sunshine State. En 1898, la guerra Hispano-Americana en Cuba lleva 3 meses y 15 días cuando el estado mayor acaba de ordenar el regreso de la mayoría de efectivos a la Florida. Gran parte de los soldados que quedan en la isla están enfermos de fiebre amarilla. En 1906, la Everglades Land and Sugar Corporation comienza las prospecciones para plantar en la zona este de la península en el área en la que hoy están Dade y Broward County.
 
Fort DeSoto
Fort DeSoto
Inscripción de 1902
Inscripción de 1902
Edificios en Fort DeSoto
Edificios en Fort DeSoto
Saldremos desde el fuerte DeSoto, junto a la playa desde la que se puede contemplar el majestuoso Sunshine Skyway, un puente de cuatro millas de largo que da acceso al condado de Pinellas, cruzando la bahía de Tampa y que se eleva hasta los 131 metros. También veremos el muelle de pesca y las blancas paredes y pasadizos resguardados por inmensas piezas de artillería pertenecientes a la zona amurallada. El enclave es hoy un monumento nacional y un parque natural donde es posible realizar diferentes actividades deportivas como recorrer sus riachuelos en canoa, los trillos en bicicleta o incluso hasta acampar. Se encuentra dividido en cinco islotes principales y fue ocupado originalmente en 1849. Servía a modo de posta de apoyo para el cercano Fort Dade en Egmont Key por Robert E. Lee, quien luego comandaría al ejército confederado de North Virginia en la guerra civil. Precisamente en ese periodo, el baluarte defensivo desplazó a la localidad de Castortown y luego fue tomado por los Unionistas. Abandonado oficialmente en 1882, no volvió a ser utilizado hasta los albores del siglo XX con motivo del conflicto Hispano-Americano. La construcción del nuevo complejo comenzó en 1898 aunque ya para entonces se usaba como estación de cuarentena y control para el alto número de inmigrantes que llegaban por vía marítima.
 
La bahía de Tampa de cara al golfo de México
La bahía de Tampa de cara al golfo de México
En el parque natural
En el parque natural
Paisajes costeros
Paisajes costeros
Por otro lado, las operaciones militares duraron tan solo hasta 1910, cuatro años después de completado un complejo que llegó a tener hasta 29 edificios de los que hoy unicamente quedan los cimientos. Entonces, dejaron una guardia de apenas 20 soldados que fue decreciendo con el tiempo hasta que en 1938, el condado adquirió los terrenos en los que como curiosidad, se rodó la película The Punisher, de 2004. Comenzaremos a avanzar hasta salir a la calle principal de la isla, el Anderson Blvd, en la que giraremos a la derecha. Los alrededores son pantanosos y encontraremos el típico paisaje costero de arena y manglares. En el mar, delfines y bancos de peces que son visibles desde los muchos puentes que iremos atravesando. Pronto llegaremos al Pinellas Bayway, en el cual iremos a la izquierda, pasando por diversos cayos como el Mullet Key, donde estuvo la villa pesquera de Bunce Village, fundada por el capitán William Bunce. Este enclave fue destruido por Robert E. Lee en 1848, aduciendo que el viejo lobo de mar ocultaba a sus enemigos. Otras islas, algunas parte del Pinellas National Wildlife Refuge, estableciado en 1951, son Saint Barbe, Saint Cristopher, Jean, Madelaine, Cunningham, Mule, Sawyer, Jackass, Pardee o Cabbage, en donde estará la mayor parte del asentamiento de Tierra Verde, una comunidad residencial enclavada en un entorno privilegiado que fue elegido por las tribus indias para establecerse siglos atrás y en la que se han encontrado promontorios o mounds en los que realizaban ritos religiosos y enterramientos.
 
Puente hacia Tierra Verde
Puente hacia Tierra Verde
Pelícanos
Pelícanos
En Tierra Verde
En Tierra Verde
Desde el XVI, a estos lares llegaron exploradores de la talla de Juan Ponce de León, Pánfilo de Narváez, Hernando de Soto o Juan Ortíz y los piratas míticos Juan Gaspar o Jean Lafitte. De ahí que exista incluso la leyenda de que hay un gran tesoro enterrado en las proximidades. En la era moderna, la asociación sería fundada en 1962 y publicitada con grandes pompas en todo el país. Tan famoso y atractivo resultaría este lugar que en la inauguración y luego, en actos posteriores, actuaron algunas estrellas como Frank Sinatra, Marlene Dietrich, Liberace o Mel Tomé. Pese a que en 1980 el valor del conjunto de propiedades de Tierra Verde en el mercado inmobiliario era de aproximadamente $15.000.000 de dólares, para 2003 había subido hasta los $632 millones. Más al norte, en la misma State Highway 679, alcanzaremos Bird Key y luego Isla del Sol, donde terminará la carretera y nos incorporaremos a la SR 682, mientras continuamos sobre puentes y atravesando complejos residenciales como Viña del Mar, Pass-A-Grille o Don Cesar, que en 1957 se unieron para formar la actual Saint Pete Beach, la zona de playas anexa a Saint Petersburg, ciudad que ya visitamos durante la ruta #54.
 
Loews Don Cesar Hotel en Pass-a-Grille, construido en 1928
Loews Don Cesar Hotel en Pass-a-Grille, construido en 1928
Restaurantes
Restaurantes
Antiques
Antiques
Seguidamente, la calle pasará a llamarse 35th Avenue, al tiempo que avanzaremos por St Pete Beach, nombre que recibe este pequeño destino turístico muy frecuentado a lo largo de todo el año. Con unas veinte millas cuadradas de superficie, de las cuales cerca del 90% forman parte de la bahía de Boca Ciega y unos 9.000 habitantes, este colorido enclave a orillas del golfo es un paraíso repleto de bares, tiendas y restaurantes. A diez millas exactamente desde el comienzo, llegaremos a la State Road 699/Gulf Blvd, sobre la que iremos hacia el norte, dirección que seguiremos de ahora en adelante hasta el final del recorrido, sin apenas variaciones. Sin embargo, en la avenida 75th tendremos que ir a la derecha hasta la continuación de la vía hacia la izquierda, que temporalmente se llamará Blind Pass Road y que se interna en la villa de South Pasadena. Por aquí hubo otra comunidad llamada Coreytown, que llegó a estar incorporada aunque hoy solo queda el gran viaducto hacia tierra firme, el Corey Causeway. Poco después la carretera desembocará en una nueva isla, la Treasure Island, a la que accederemos mediante otro puente. Hasta 1848, esta otra formaba una sola masa de tierra de unos tres pies de elevación sobre el nivel del mar. No obstante, el terrible huracán conocido como Great Gale, que azotó la zona ese mismo año, partió el islote en dos excavando el paso marítimo de John's Pass. Este a su vez, se dice que fue nombrado por John LeVeque, un francés que tripulaba un galeón español y que tras un ataque pirata, le permitieron vivir a cambio de unirse a ellos como remero. En una década ya tenía su propio barco y hacía de las suyas por el golfo de México aunque cuentan que siempre dejaba a sus víctimas libres. Durante más de siete años escondió sus ganancias en la zona y tras el ciclón, su mapa del tesoro quedó inservible ya que el terreno quedó completamente modificado por la naturaleza. Pasó el resto de sus días pescando en las playas y excavando por las noches en busca del oro.
 
Paisajes por la carretera
Paisajes por la carretera
Tiendas
Tiendas
Comercios
Comercios
En  su parte sur se encuentra Sunset Beach, otra de las playas más frecuentadas de la región que junto con Sunshine Beach y Boca Ciega, se fusionaron para crear la actual y homónima población de Treasure Island. En la parte norte, continuaremos sobre la SR 699 a lo largo de una localidad que ya estaba poblada por los indios Timucua desde el siglo III. Estos también se dedicaban al comercio con otras tribus hasta que en 1528 Pánfilo de Narváez diezmó considerablemente su número a su paso por el lugar, en su obsesión por encontrar oro. Alrededor de 1915, el interés inmobiliario por el enclave creció cuando intencionadamente, un grupo de propietarios comenzó a anunciar que habían descubierto un par de cofres llenos de joyas y tesoros. Asimismo, el mítico Babe Ruth, leyenda del baseball, tenía una residencia invernal en la zona. Hoy cuenta con unos 6.700 residentes. Entre hoteles, edificios de apartamentos, moteles, casas pintorescas y comercios de todo tipo, volveremos a saltar de isla en isla llegando en esta ocasión a un nuevo asentamiento, Madeira Beach.
 

En Madeira Beach
En Madeira Beach
En la SR 699
En la SR 699
St John Vianney Parish
St John Vianney Parish
Como su denominación sugiere, este lugar se cree que fue nombrado por el constructor A. B. Archibald en honor a la isla portuguesa del Atlántico, en las cercanías del continente africano. Al parecer, el sitio contaba con una exuberante vegetación y frondosos bosques en los que abundaba por supuesto la madera. Two miles long and one mile wide, o lo que es lo mismo, "Dos millas de largo y una de ancho," es el lema oficial y las proporciones reales de Madeira Beach, donde viven unas 4.000 personas. El agua de mar, la arena y los árboles que decoran los patios, jardines, aceras y bulevares, será lo único natural que veremos de ahora en adelante en un área tremendamente urbanizada. Redington Beach aparecerá casi sin avisar. Entre un pueblo y otro normalmente no se nota ninguna diferencia y muchas veces solamente nos daremos cuenta al ver el gran cartel verde que da la bienvenida al nuevo municipio. Este en concreto fue desarrollado en la década de 1930 por Charles Redington y luego incorporado en 1944. Su población es de 1.400 habitantes.
 
El puente hacia Clearwater Beach
El puente hacia Clearwater Beach


Indian Shores Town Hall
Indian Shores Town Hall
Marina
Marina
North Redington Beach es el siguiente y fue erigido en 1953. Sus moradores son unos 1.400 aproximadamente. Luego veremos Redington Shores, incorporada en 1955 y poblada por 2.100 personas. Indian Shores viene a continuación y según la leyenda, una tribu india que vivía en las cercanías de Ocala, en el corazón de la península, tenía a su jefe Clikasi enfermo. Por recomendación de su hermano Nuwa, descendieron durante algunas lunas hasta la isla en la que había un manantial mineral del cual al beber, Clikasi sanó inmediatamente. La especulación inmobiliaria comenzó en los 1880 gracias a las espectaculares vistas del enclave. Se convirtió oficialmente en ciudad en 1949 y hoy está habitada por unos 1.400 residentes. Indian Rocks Beach está inmediatamente al norte y su nombre proviene de las inmensas rocas rojas que yacen a lo largo de su costa. El asentamiento data de la década de 1840 y antiguamente se le conocía como Saint Clements Point. Aquí viven cerca de 4.000 almas.
 
La playa en Clearwater Beach
La playa en Clearwater Beach
Marina en Clearwater
Marina en Clearwater
Clearwater Beach
Belleair Shore es un diminuto municipio cuya superficie de tierra es de apenas 0,1 km² y en donde habitan 109 personas. Está anexa a Belleair Beach, la cual fue creada alrededor de 1950 y es un vecindario con un nivel de vida elevado. Después cruzaremos el Clearwater Pass mediante el último de los puentes, que es precisamente el más alto de toda la travesía. Cuando descendamos, la SR 699 girará a la izquierda para posteriormente enderezar su trazado en dirección norte. En este punto estaremos avanzando en paralelo a una gigantesca playa rodeada de edificios de apartamentos y el centro de Clearwater Beach, la zona de playas de Clearwater, urbe capital del condado ya visitada en la ruta #54. Pronto desembocaremos en el Coronado Drive, en el que encontraremos una marina cuyos entablados y edificaciones de madera, pintadas en llamativos colores, destacan sobre el bulevar que viene a continuación, una vez que alcancemos la rotonda y sigamos por la Mandalay Avenue. Tras adentrarnos en un área residencial, terminaremos este recorrido de cicloturismo, fotografía e historia cuando encontremos la Kippling Plaza, en la que daremos media vuelta para regresar al Fort DeSoto. En algunos tramos no habrá carriles para bicicletas y dependiendo del tráfico sería recomendable ir por las aceras. En general, es seguro circular por aquí pero siempre hay que estar alerta.
 
Clearwater Beach
Clearwater Beach
Cañón en Fort DeSoto
 Atardecer en la costa del Golfo de MéxicoGaviota Chroicocephalus ridibundus